lunes, 13 de abril de 2009

Sublime, excelso, irrepetible...


Anteayer pasó. Sí. Pasó y sólo yo, nadie más, pudo asistir a ello. Fue un instante glorioso, de esos que merecen pasar a la historia del arte, de la belleza, del mundo... uno de esos momentos que justifican toda una vida y colocan a toda una especie en lo alto de la pirámide. Un momento que abre la mente a la grandeza del universo y de la naturaleza. Y lo siento, yo fui el elegido:

Iba andando, alegre, contento a un feliz reencuentro. De camino saqué un chicle, le quité el envoltorio, empecé a mascarlo, hice una bolita con el papel, la sujeté entre dos dedos como a una canica y sin dejar de andar, casi sin mirar y como quien no quiere la cosa, la lancé recta, fuerte y rápida hacia la boca de una papelera de no más de una cuarta de diámetro, que estaba a más de 3 metros de distancia...
Y sucedió: ¡Entró limpia! suave, perfecta... entonando un aleluya, susurrando un poema épico, gritando un baladón heavy, deletreando la curva más deliciosa, hilvanando el efecto exacto... rasgando el aire ¡al son de un himno nacional!

Y nadie para verlo.
Nadie para admirarlo.
Nadie para contarlo.
Sólo yo, allí, atónito ante el prodigio, desbordado por la revelación, intentando asimilar de golpe la respuesta a todas las preguntas que el hombre y el mundo siempre se han formulado, y alcanzando de un plumazo el nirvana, la sabiduría, el cielo...

Porque el cielo, ahora ya sé que sí existe: ese momento tiene que haberse grabado para la eternidad, para proclamar al hombre como el ser más excelso de la creación, para que la física, la mecánica y la dinámica se humillen ante el triunfo de la habilidad y el instinto sobre el caos de la materia.
Para recordarlo y glorificarlo una y otra vez hasta el fin de los tiempos.

Porque eso fui yo en ese instante: el puto amo del universo.

7 comentarios:

traviesus maximus dijo...

después del dios jordan, está el dios gladius...seguro que en tu mente estaba la canasta de jordan en las finales contra utah, y seguro que en ese momento de éxtasis dijiste...i love this game.
por tanto gladius, hay un viejo proverbio chino que dice...allá donde fueres feliz no debieres jamás de volver. por tanto intenta no repetirlo y conservarás ese momento de gloria para venideras generaciones. aunque ya has hecho lo más importante después de METERLA...que es ....pues CONTARLO COÑO

Error dijo...

Mi más sincera enhorabuena y expresión de admiración

Lindoro dijo...

Deduzco que lo has intentado más veces, y que es la primera vez que aciertas con el papel del chicle en una papelera. Espero que las demás veces te hayas agachado humildemente a recoger el papelito para que no quedase en el suelo.

Tú habrás sido el capo, el puto amo, en ese momento. Pero en general como especies nos ganan las gaviotas y las palomas. Al menos las de mi calle tienen un porcentaje de acierto altísimo. Y ellas no tiran papeles.

Un abrazo a todos.

Gladius dijo...

Lindoro, ¿pero cómo osas fijar tu atención en las insignificancias colaterales de la gloria?
Vergüenza debería darte...

Winnie0 dijo...

Dí que sí y también pasó para que nos lo contaras...¿no? Ahora sólo te falta jugar en la NBA. jajaBesos

Anónimo dijo...

http://www.break.com/index/one-in-a-million-bball-shot.html

También los hay con suerte...

Icegarey dijo...

"Idea para mantener limpia la ciudad"

Cámaras sobre las papeleras y un punto de tiro marcado en la acera.

Te colocas, disparas, aciertas y vía bluetooh te descargas en tu móvil los últimos cinco minutos de grabación por cortesía del ayuntamiento.

¿Qué te parece?
Así nos podrías mandar a todos por MMS tu proeza y fomentarían el civismo en "esta nuestra comunidad".